You are here
Home > Bodas > Guías > ¿Fotógrafos Amateur de Boda, buena o mala idea?

¿Fotógrafos Amateur de Boda, buena o mala idea?

Aunque la fotografía digital está al alcance de todos, no cualquiera tiene el talento y la habilidad para ser un fotógrafo de bodas profesional.

Una cámara semiprofesional en Amazon cuesta $550. Hay 4 universidades que dan la carrera de fotografía y mas de 100 fotógrafos profesionales en el país dedicados exclusivamente a bodas. De la misma manera, los fotógrafos mas cotizados en nuestro país tienen al menos entre 3-5 años de trabajar profesionalmente y han realizado más de 50 bodas.

10378220_10204916485897795_8316123910991458872_nFotografía del fotógrafo profesional Nik Pekridis, quién dará un taller de fotografía en Costa Rica el 27 y 28 de Octubre. 

La pregunta es… ¿Porqué es tan atractivo trabajar como fotógrafo de bodas? Sencillo: Es un trabajo bien pagado. Además existen varios factores que lo hacen más interesante; ser parte del día más importante de la pareja, es una excelente posibilidad de exponer su arte y una capacidad exponencial de mejorar su trabajo todos los días.

No es ilógico entonces, que cada ExpoBoda-Novia se limite la cantidad de fotógrafos con listas interminables de profesionales, semiprofesionales y amateurs. Uno podría preguntarse que cuál es la diferencia entre unos y otros, así que les dejamos esta pregunta: ¿Pondrías una operación delicada en manos de un aprendiz?
El ser un profesional en cualquier campo toma años, esfuerzo y experiencia. ¿Es realmente válido pagar una porción del precio de mercado por recuerdos de mala calidad? No me malentiendan, todos comenzamos en algún lugar, pero tu boda es una enorme responsabilidad, demasiado grande para el riesgo. 

Te contamos no solo porqué te recomendamos no contratar un fotógrafo amateur, sino incluso si sos un profesional iniciando como ponerte en el camino profesional.

photo-1462926795244-b273f8a5454f

Lo que debés saber al contratar un no-profesional

El Wedding Planner no es un baby sitter: Si tenés un planificador en tu evento, esta persona tendrá como prioridad #1 la logística del evento. Su principal preocupación será cumplir con las actividades a tiempo y atender a los novios e invitados. El o la wedding planner no estará respondiendo preguntas cada 5 minutos del fotógrafo o reajustando agendas para solucionarles su trabajo, no es que sean inflexibles, es que su trabajo es asegurarse que todo se mantenga a tiempo. Adicionalmente el Wedding Planner no podrá reunirse interminablemente con los fotógrafos, se espera que cada parte sepa su rol.

Todo el mundo comienza en algun lugar, pero es mejor que no sea tu boda: Una boda sucede muy rápido, la adrenalina está arriba, los invitados están emocionados y el trabajo es mucho. No es un ambiente pedagógico de aprendizaje, nada se repite y los momentos se van.

Cada fotógrafo amateur debería trabajar un tiempo como asistente de un profesional: Es crucial aprender a trabajar en una boda, en ese ambiente, a ese paso acelerado y lidiando con invitados que aveces están pasados de tragos o nerviosos. Trabajar de aprendiz de un profesional consolidado es la mejor manera de llegar a ser un profesional consolidado.

PhotoAssistantFoto de www.ollyknightphotography.co.uk

La cámara no hace al fotógrafo, todo lo contrario: Muchas parejas se dejan impresionar por que el fotógrafo les muestra su equipo, o les dice que tiene un lente de 300mm (osea un lentote). En una boda de noche por ejemplo (como son la mayoría), el ambiente suele estar oscuro y requiere luces de relleno para condiciones especiales. Para conocer realmente quien es su fotógrafo, soliciten muestras de sus trabajos (al menos 3 bodas), hablar con anteriores clientes o con el fotógrafo de quién fué aprendiz. 

La boda no es un viaje: Esto es un problema común, muchas parejas llegan donde una persona a solicitarle que tome las fotos de su boda, por que la persona toma hermosas fotos de viaje. Pero, es muy distinto fotografiar con última tecnológia un hermoso paisaje (que ya es bello deporsi), que fotografear de manera elegante a una pareja de recién casados quienes han tomado mucho vino en su fiesta. Nadie quiere verse mal en las fotos y de eso dependen angulos, iluminación y edición. 

Hacer la tarea: En la vida hay que estudiar y aprender para ser mejor. La fotografía no es la excepción: es importante que para ser profesional en esta área, se estudie a los mejores a nivel local e internacional. Hay incontables talleres (por ejemplo los talleres de principiantes de Adrian Coto) para aprender a utilizar una cámara. Hay múltiples cursos avanzados presenciales o en línea donde podés aprender sobre iluminación, strobos, utilización de lentes, reglas de composición, edición fotográfica (Lightroom y
Photoshop), Diagramación para álbumes, webdesign básico (para galerías en línea). Ni se diga de las opciones de universidades, o recientemente los talleres de expertos internacionales como Nik Pekridis en Octubre. 

“Decidí contratar al no profesional, ahora que hago”.

Finalmente si decidís experimentar y darle la oportunidad a un nuevo fotógrafo la responsabilidad de la pareja es darle todas las indicaciones necesarias. Aveces es mejor pecar de sus cliente muy específico y quedar con malos resultados.

photo-1453857122308-5e78881d7acc

Intrucciones esenciale del cliente al fotógrafo amateur:  
– Me gustaría que durante 45 minutos me tomarás fotos preparándome. Quiero que esas fotos sean con luz natural, el hotel tiene habitaciones ligeramente oscuras. (i.e. trípode).
– La iglesia estará lista desde 1 hora antes, me gustaría tener fotos tipo closeup de la decoración de la iglesia.

– Mi boda será un evento formal, porfavor no llevés jeans, zapatos informales como tennis o hi-tech, evitá tshirts, gorras y sombreros.
– Quisiera que “sin que las personas se den cuenta” les tomés fotos de cuando llegan a la recepción. Porfavor poné especial atención a mis padres, hermanos y sobrinos. (i.e. Fotógrafo: Pedí una lista de nombres y fotografías para identificar facilmente a la familia nuclear, tenela en un archivo abierto en tu celular).
– Durante la ceremonia, lo más importante es el momento del beso, intercambio de anillos, arras, y ritos. Quisiera que estés muy preparado para ese momento, pues no quiero que falte ninguna foto. La ceremonia será en exteriores, porfavor tomá las consideraciones necesarias (i.e: shades, flashes de relleno)
– La recepción fue cuidadosamente decorada, porfavor aseguráte de tomar fotografías de acercamiento de las flores, decoraciones y detalles, así como del salón y estaciones completos. Invertimos mucho dinero y queremos que nos quede el recuerdo. (i.e. Fotografiar el salón con luz de día previo a que lleguen los invitados es esencial, para ello se deben destinar al menos 30 minutos).
– Durante la fiesta quiero fotos de todo, pero sobre todo quiero que nosotros y los invitados nos veamos bien, porfavor si ves a alguien que ya no está en condiciones o haciendo algo vergonzoso no le tomés fotografías, esto puede afectar su imagen profesionao o personal. (i.e: No prestarse para bromas a los invitados, o tomar fotografías a quién esté en muy mal estado, es mejor solicitar ayuda al wedding planner o al capitán de meseros).

De nuevo, nuestra recomendación SIEMPRE será contratar al profesional con capacidad de realizar el evento, pero cuando igual tomás la decisión de no hacerlo, lo mejor es que tengás todas las herramientas necesarias. ¡Mucha suerte!

Leave a Reply

Top